SKINLIGHT® dispone de unos cabezales de recubrimiento de polvo de diamante, diseñados para producir una exfoliación controlada a nivel de la capa más superficial de la piel, induciendo la renovación celular.

El modo VACUM a través de succión activa la circulación sanguínea, realiza drenaje, y contribuye a desprender el exceso de sebo en los poros, facilitando la extracción de comedones.